domingo, 10 de noviembre de 2013

Mayra es un poco rara.

Anticipo que esto es para quien quiera leer algo... bastante incoherente, entrar en mi cabeza un ratito, y esté dispuesto hacerlo. Es un poco largo, y si creés que no te la bancás, ¡no lo leas! A mi también me dan paja muchas cosas.

El DOMINGO es inevitablemente depresivo. Bueno, quizás alguna vez llegué a no sentir la presencia pesada de este día, pero seguro fueron excepciones muy esporádicas.
Empecemos porque el domingo está -no mal- rotulado por todos como uno de los peores días de la semana, pero sigamos y pensemos que se pasa ese trance decadente, aburrido, casi suicida, y parece abrirse paso un arcoíris, un haz de luz, y sí, y llega, y vos creés que va estar todo bien, pero NO. A ver, llega el LUNES. Y ¿qué podés hacer? Obligaciones, tareas que no cumpliste porque estuviste, estúpidamente, cumpliendo a rajatabla con la ley de que el domingo sea horroroso.
Igual me fui de tema, como mi profesora de religión, que le preguntás algo y en seguida te empieza a psicoanalizar, y hablar de Freud, yo creo que no sabe mucho de lo que habla, a pesar de que estudia, bueno, realmente soy de subestimar a muchas personas, pero no porque me sobreestime a mí misma, aunque tampoco me odio. ¡Me fui por las ramas otra vez! Y esto está haciendo mi domingo más sanador.
No puedo hacer nada un domingo (por fin vuelvo al tema) ¿alguien está activo un domingo? Bueno, si son vacaciones sí, estamos hablando obligatoriamente de vacaciones de verano, porque en las de invierno, inverno. Volviendo a la pregunta, realmente ¿qué le pasa a la gente con energía? ¿Cómo hacen? Yo solía tener mucha energía, espero que vuelva, me siento un insecto así. Encima siempre me está doliendo algo, generalmente la cabeza pero también me agarra dolor de panza, de piernas, de espalda. Creo que los 17 años me están pegando duro, como el viejazo a Tinelli pero salvando las diferencias de que a él le pegó para un punto mucho más alegre porque cree que todavía es un pendejo y eso lo hace feliz, a mí me duele todo y la infelicidad me abraza. Aparte Tinelli tiene plata, quizás yo con la plata de él la pasaría bien los domingos, o no sé, hubiese hecho que se borren de por lo menos Argentina los domingos. Aunque es una idea estúpida por dos puntos claros y que los tengo en cuenta, no es que mi cabeza está hueca, o tanto. Primero, es imposible, por más de que seas Tinelli o Bill Gates hacer que desaparezcan los domingos, ya lo sé, y segundo por más de que desaparezcan los domingos ¿cuál es el plan? Porque ponele que en vez de domingo pasa a ser ramón, yo igual lo voy a odiar, porque hay determinadas cosas que hacen este día de la semana pesado. Y si hay dos sábados, o no sé, otro nombre, ponele, viernes, sábado, jesucristo, ramón, igual sufriría los días ramones. Bueno, sufrir, creo que la dramática está arraigada a mí. En fin, le doy a Tinelli a pesar de poder ser mi padre. O sea, físicamente, su programa es una bazofia y él calculo que él es un pelotudo, aunque no sé si tanto porque tiene toda la plata. La gerontófila me brotó, si vamos por la gerontofilia, también le doy a Lalo Mir, pero ese sí es un viejito hermoso e inteligente. Otra persona con un poco menos de edad, pero igualmente grande y creo que si tendría la posibilidad concretaría sería con Andy Kusnetzoff, ¿cuántos años tiene? Si menos de 40 y bueno... no, mentira, pero es tan inteligente que me hace sentir un parásito social, aparte ¡qué churrazo! cómo diría mi madre. Mi madre que en estos días está de mal humor, y no la entiendo, o bueno sí, pero no puedo fumármelo. ¡Porque se la agarra conmigo! Y yo no tengo nada que ver con lo que está pasando. Si vamos al caso, ella se tiene que fumar mis malos humores, que según varias lenguas son bastante insufribles e insoportables, pero yo no me doy cuenta porque trato de encerrarme en mí y no hablarle a nadie, no es la idea tratar mal a la gente, DISCULPEN PORQUE A VECES NO TENGO GANAS DE CONTRAER NINGUNA RELACIÓN CON EL UNIVERSO Y ME GUSTARÍA HABER SIDO LA FLOR DEL PRINCIPITO. Mentira, la flor no, era muy egocéntrica, pero ningún personaje era muy feliz, así que no sé. Y quería hablar de alguien de otro planeta,  y no leí más libros donde haya gente de otro espacio (?). Espacio porque hubiese quedado mal poner planeta denuevo, pero ¿un sinónimo de planeta?
Ahora ya saben más o menos lo que es vivir con mi cabeza, esto suele suceder cuando mi humor es mediocre, o no, algo mejor que mediocre ¿mundano? Yo ya sé lo que acaba de pasar desde que empecé a escribir hasta ahora, y es un ejercicio que desde chiquita lo hago, y se lo enseñé un día a mi hermana. Comenzar por pensar en una cosa (en este caso los domingos) y dejarte llevar, una cosa sucede a la otra, y así como así terminas pensando en... cualquier estupidez, o genialidad, seguro alguien descubrió algo enorme gracias a esto, porque calculo que no lo hago sólo yo.
 Es más he creado un súper invento de esta manera en un colectivo, que quizás en un tiempo lo concrete, es innovador, y si me hago millonaria estaría re piola. No, mentira, bueno sí, no sé, es algo que tendría que analizar muy profundamente y no estoy dispuesta a eso.
Bueno, ahora sí, creo que me voy despidiendo, no sin antes remarcar que sé perfectamente que utilicé las palabras ''bueno'' ''ponele'' y ''no sé'' más veces que bombas ha utilizado Estados Unidos contra Irak. Lamentablemente para el que ha leído hasta aquí, no tiene remate este texto. Hasta luego.

No hay comentarios:

Publicar un comentario