domingo, 15 de enero de 2012

Tengo miedo a patinar otra vez, pero algo adentro mío me hace querer cambiar esa realidad maldita. Porque... voy entendiendo de a poco qué cosas me ponen de buen humor. Y definitívamente, vos me ponés del mejor humor. Lográs darme vuelta, dejarme ser yo, quererme tal cual me muestro, sin caretas incómodas. Y seguramente por eso te quise así, tan repentínamente, tan de golpe.
Hoy un ímpetu vencedor me viene a visitar, hoy quiero demostrarme a mí misma que puedo estar tranquila con el mundo por lo menos unos segundos. Hoy quiero demostrarte que valgo la pena, quiero que demuestres que valemos la pena juntos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario