sábado, 23 de julio de 2011



De eso se trata, de caerse para luego levantarse. De llorar, para sonreír. De desear irse lejos y no volver, para convertirse en un fanático de la vida.

3 comentarios:

  1. Fanático de la vida, buena descripción!
    Un beso:-)

    ResponderEliminar
  2. ay me gusto mucho lo que escribiste, muy buena frase. Nos vemos, muy linda entrada ♥

    ResponderEliminar